Copa América

¡Argentina campeón de Copa América! Por fin Messi se corona con la Albiceleste

La Pulga celebra su primer título con el combinado mayor de su país, que no levantaba el trofeo de este torneo desde hace 28 años
sábado, 10 de julio de 2021 · 20:52

La imagen es el silbatazo final como señal para que todos los jugadores largaran a abrazar al capitán y lo cargaran en medio de un circulo de festejo por ganar la Copa América. Lionel Messi sonríe, festeja, se llena de copa. El '10' de la Selección de Argentina, en un año de pandemia, con la pérdida del símbolo Diego Armando Maradona, levanta este título con su país, uno que le recriminó y pidió, como mejor jugador del mundo desde hace varios años, que le diera un título a la Albiceleste. Este sábado lo hizo, al comandar a su combinado en el campo durante todo el torneo y cerrar con triunfo 1-0 sobre Brasil, el acérrimo rival, en el Maracaná.

Ese escenario vio el llanto de Messi hace siete años, en el Mundial de 2014 que perdieron contra Alemania. En la quinta final de La Pulga consiguió tocar la gloria del continente y pone a los argentinos desde ya como candidatos a ser campeones del mundo en Qatar 2022. 

Argentina no era campeón de América desde 1993, cuando venció a una inolvidable Selección de México que como invitado llegó a disputar el título contra un rival que tuvo como figura a un Gabriel Batistuta lleno de gol. Después perdió cuatro finales: 2004, 2007, 2015 y 2016. Ahora se sacude esa malaria. 

Fue un primer tiempo muy dinámico. Ambos equipos se abrieron con ganas de ir al frente, con Brasil más propositivo al inicio y Argentina más peligroso, apretando desde la salida. La primera parte se fue tan rápido por la verticalidad y el ritmo, entretenido con dos equipos que no se guardaban ni agazapaban. 

Un siempre peligroso Ángel Di María, que inició como titular producto de sus buenas actuaciones en la copa, puso el tanto. Rodrigo de Paul empleó una gran visión de campo para tocarle a profundidad al Fideo desde su propio campo. El delantero del PSG se enfiló y definió apenas entrando al área por encima del portero, al minuto 22. 

Pero la Albiceleste no dejó de atacar y de buscar la pelota, aunque lo hizo después del gol desde el contragolpe, con Messi, Di María y Lautaro como leones desesperados por su presa, pero la zaga brasileña pudo neutralizar el par que tuvieron todavía en el tiempo inicial. Un disparo de zurda del '10' pampero fue lo más que hubo para ellos, mientras que Brasil buscaba a un Neymar que en desesperación responde poco. 

Y lo buscaban, y le pegaban los rivales, también en la segunda parte. Giovani Lo Celso barrió en la mitad de la cancha y se ganó la amarilla por una aparatosa barrida sobre el '10' de Brasil, esto porque los de casa empezaban a mover la pelota en campo argentino, buscando recurrentemente a Richarlison. El delantero del Everton celebró el gol al minuto 52, pero el abanderado acertó en la marcación de fuera de juego una jugada previa; después el propio atacante disparó dentro del área para exigir a Emiliano Martínez, el portero héroe de su equipo en la tanda de penales de las semifinales. 

Fuente: EFE

Brasil metió un arsenal ofensivo con Vinicius y 'Gabigol'. Pero desarmó la defensa y el medio campo albiceleste. De Paul fue la figura del partido. El jugador del Udinese de Italia fue mariscal y creativo; asistidor y comandante, hombro a hombro con Messi, a quien le puso una asistencia de mago para dejar al '10' frente al portero, pero ver tan cerca el título distrajo a Lio, que tropezó con el esférico. Después el propio mediocampista falló lo que pudo ser su merecido gol.

Messi, por primera vez con la selección mayor, levanta un título de relevancia con Lionel Scaloni en el banquillo, con amigos como Sergio Agüero y Ángel Di María en el equipo comandando una nueva generación de jugadores que ya se ponen la etiqueta de favoritos para el Mundial de Qatar.

Por los aires vuela la camiseta número '10' de Argentina levantada por sus compañeros. Tan alto como su futbol y tan alto donde está el El Diez, El Diego, vigilando los pasos de su selección, de capitán a capitán, porque Messi y la Albiceleste, en suelo brasileño, tocaron el cielo. 

FDR